Pabellón Blanquita con La Castañeda

El Teatro Blanquita se convirtió en un pabellón psiquiátrico donde locos de todas las edades se dieron cita para exponer lo más célebre de sus deformaciones mentales de la mano de los integrantes de La Castañeda y un grupo de pintores, los únicos cuerdos, quienes al ritmo de la música plasmaron universos mentales en los lienzos colocados arriba del escenario.
La Castañeda contagió de su locura a su secta de seguidores, quienes no dudaron en brindarse ante temas poco frecuentes en las presentaciones de la banda. El motivo para este arranque de locura fue la presentación del DVD grabado por el 25 aniversario de la banda en noviembre de 2014.
Las localidades del tradicional escenario del Centro Histórico se agotaron a unos días de la presentación de La Castañeda ante sus súbditos, quienes presenciaron un espectáculo totalmente artístico, bajo la conducción de Garra Producciones.

error: Content is protected !!